Protege tu hogar con un sistema de seguridad

Electrohogar

PcComponentes·15 de Julio de 2021

Si te vas de viaje o estás mucho tiempo fuera de casa, es importante tenerla vigilada para ahorrarte algún susto. Te ayudamos a diseñar tu propio sistema de seguridad, con alarma, cámaras y detectores de movimiento.

Protege tu hogar con un sistema de seguridad

El verano es una época especialmente sensible en lo relativo a la seguridad en el hogar. Nunca está de más contar con tecnología que nos permita mantener nuestra morada a salvo de injerencias externas a lo largo de todo el año pero es durante los meses estivales cuando aumenta el riesgo de robos debido a esas ausencias más prolongadas debido a las vacaciones. 

Cómo montar tu propio sistema de vigilancia para tu casa

La democratización de la telefonía móvil conectada a la red ha dado alas a un buen puñado de servicios que antes parecían estar en manos de unas pocas empresas. El de la seguridad privada es uno de ellos. Basta con hacerse con un equipo casero compuesto de una centralita, unos sensores de movimiento y apertura y algunas cámaras de seguridad para montar un equipo casero más o menos decente sin la necesidad de tener que pagar una cuota mensual y estando siempre informado al minuto de lo que sucede dentro de nuestras cuatro paredes. 

Como suele ser habitual en estos casos, antes de lanzarse a comprar un equipo hay que hacerse una serie de preguntas y analizar aquellos puntos de nuestro hogar que son más vulnerables. ¿Cuántos de esos puntos tenemos en casa? ¿Queremos poner especial énfasis en una zona concreta? Cada piso o casa tiene sus particularidades: algunos necesitarán más sensores de apertura para controlar puertas y ventanas que den al exterior mientras que es probable que en otros se pueda optar por una solución con algún sensor de movimiento que se complemente con cámaras de seguridad. Pero ojo, porque también debes contar con aspectos como la cobertura en tu hogar, ya que necesitas que los diferentes aparatos que componen el sistema de vigilancia se puedan comunicar entre sí. Como siempre, la respuesta a esta pregunta dependerá de las características de tu vivienda.

camara de vigilancia

Accesorios para la seguridad en el hogar

Ahora sí, analizamos los principales elementos que debe tener tu protección casera. Ten en cuenta que la opción más cómoda es optar por un equipo integrado por elementos de un mismo fabricante de manera que lo puedas tener controlado bajo una misma app.

Alarmas para casa

La alarma de seguridad es la pieza clave que te permitirá mantener en todo momento el control sobre lo que sucede en tu casa. Puedes elegir entre anclarla a la pared, preferiblemente cerca de la puerta de entrada (por aquello de tener a mano su activación y desactivación al entrar y salir), o tenerla en una mesa cerca del router si prefieres que esté conectada por cable para evitar los posibles problemas que puedan surgir con una conexión vía wifi. 

En este punto, y como te decíamos unas líneas más arriba, es importante que sepas cuáles son tus necesidades y te hagas con un equipo de un fabricante que sea lo más modular posible. Así podrás construir un equipo de seguridad en el hogar a tu antojo comprando sensores de manera individual, ya que lo habitual al comprar un pack suele ser que venga acompañado de algunos detectores de apertura y movimiento y poco más.

Esos sensores van a ser tu principal aliado, sobre todo si tienes en cuenta que es complicado que puedan saltar a no ser que alguien abra una puerta o una ventana sin tu permiso. Su instalación es sencilla (suelen ser dos piezas que se pegan con cinta de doble cara en puertas y ventanas) aunque en algunos casos tienes que tener cierto cuidado: una puerta de balcón corredera de doble hoja (o una ventana) necesitará dos de estos aparatos (uno por hoja) para garantizar que la alarma se activa si se abre cualquiera de las dos. Aún así, debes tener cuidado al maniobrar no sea que al abrir una hasta el extremo arranques el sensor de la otra y actives la sirena por error.

Otro punto a tener en cuenta es que estos equipos suelen venir con unos pequeños mandos a distancia que puedes llevar contigo en tu llavero para activar y desactivar la alarma desde fuera de casa y evitar que se dispare cuando entres o salgas de tu hogar. 

Alarmas más vendidas

Ver más

Cámaras de vigilancia

Los avances en tecnología en los últimos años han posibilitado que contar con una cámara IP que emita imágenes en directo desde nuestro hogar a gran calidad y con una latencia mínima esté al alcance de todos los bolsillos. En este punto volvemos de nuevo a lo que decíamos en los primeros párrafos: ¿qué puntos de tu casa quieres controlar sí o sí? Si vives en una vivienda exterior, es probable que necesites cubrir el perímetro además de tener alguna más en el interior. Si vives en un piso te debería bastar con asegurar los puntos esenciales (la puerta de entrada y balcones o ventanas que puedan ser accesibles).

Uno de los principales puntos a tener en cuenta al instalar una cámara es cerciorarse de que el campo de visión queda lo más limpio posible (ahí deberás decidir si quieres esconderla en algún mueble o prefieres colgarla de una pared) para tener una visión clara de nuestro piso. 

En los últimos años existen opciones asequibles que te envían notificaciones si algo sospechoso sucede mientras no estás en casa. Por ejemplo, tienes equipos que se activan cuando detectan movimiento y que incluso tienen visión nocturna. Aunque la tecnología está lista, también te encontrarás con muchas cámaras cuya sensibilidad no está todo lo afinada que debería: en ocasiones tus animales harán saltar la alarma, otras veces puede ser una cortina e incluso la luz del sol puede ocasionar que el sensor crea que alguien se ha colado. ¿Nuestro consejo? Prueba todos los escenarios posibles hasta que des con una configuración (y una localización) que ofrezcan el menor margen de error posible. Tus nervios lo agradecerán.

Las mejores cámaras IP para tu hogar

Ver más

Detectores de movimiento

Una opción que puede sustituir o complementar a una cámara de seguridad, en función de tus preferencias. Con un sensor de movimiento te ahorras la posibilidad de estar constantemente vigilado por un ojo en casa aunque también es cierto que, en caso de activarse, necesitarás una cámara para asegurarte de que hay un intruso en casa y descartar que se haya activado por error.

En el caso de los detectores de movimiento, lo ideal es colocarlos en las paredes (incluso el techo) a una altura mínima de unos 2,5 metros y con una inclinación de unos 45º de manera que puedan barrer el mayor terreno posible.

Estos equipos suelen funcionar por infrarrojos y detectan todo lo que se mueve delante de ellos. De nuevo, es una tecnología sensible que todavía en la actualidad tiene ciertos márgenes de error que te pueden ser incómodos, especialmente si tienes mascotas en casa que puedan activarlo en cualquier momento. Por ello, resulta primordial que lo pruebes antes de decidir si puede satisfacer tus necesidades.

Centralitas, sensores para puertas, cámaras y detectores de movimiento. Con estos cuatro elementos puedes mantener tu casa a salvo de intrusos y estar informado al instante de cualquier percance que suceda en tu hogar sin tener que pagar una cuota todos los meses.

Detectores de movimiento

Ver más