PcComponentes
Mi Cuenta

Las mejores tarjetas de expansión para Xbox Series X y S que hemos probado

Gaming y videojuegos
José Miguel Rodríguez.12 de abril de 2024

Si tienes una Xbox Series X o una Xbox Series S y tu almacenamiento está lleno de videojuegos, gracias seguramente a Xbox Game Pass, no sufras, porque la solución es fácil y muy sencilla de instalar: amplía la memoria con tarjetas de expansión. Te cuento cuáles son las mejores.

Una tarjeta de expansión conectada a una Xbox

Xbox Series X y Xbox Series S son las consolas actuales de Xbox y Microsoft y muchos jugadores y usuarios, entre los que me incluyo, disfrutan de ellas cada día. Es más, si te suscribes a Xbox Game Pass tendrás acceso a cientos de videojuegos para jugar de forma nativa o en la nube, algo que te recomiendo encarecidamente. Pero, claro, al tener tantos títulos a tu disposición, es normal instalar muchos y necesitar más almacenamiento.

Xbox Series X|S tiene un puerto en la parte trasera que permite instalar de forma muy sencilla tarjetas de expansión de almacenamiento, algo que aumenta la capacidad de la consola y te da la opción de instalar más juegos. Son dispositivos muy sencillos de usar, con un rendimiento similar a los SSD y son facilísimos de transportar porque ocupan, literalmente, unos centímetros. Es una solución brillante.

El “problema” es que la oferta de este tipo de dispositivos en el mercado es escasa, pero esto me ha permitido probar los diferentes productos que existen. Por tanto, en base a mi experiencia, en este artículo te explico cuáles son las mejores tarjetas de expansión para Xbox Series X y S que hemos probado. Aunque comprar este tipo de accesorio te pedirá que te rasques el bolsillo, es muy útil y uno de los más interesantes para mejorar tu consola.

1. WD Black C50 Expansion Card

Western Digital es uno de los fabricantes más fiables si lo que necesitas es ampliar el almacenamiento de tu equipo. Con mucha experiencia en todo tipo de discos para PC, el fabricante tiene un producto fantástico a la venta para Xbox Series X y S. La tarjeta de expansión WD Black C50 es genial para tu consola y te permitirá ampliar la capacidad en 512GB o en 1TB, un apoyo perfecto para el almacenamiento base, sobre todo si tienes Xbox Game Pass.

Este dispositivo está diseñado especialmente para Xbox Series X|, lo que tiene diferentes ventajas. Lo primero es que puedes introducirlo en el slot dedicado para estas tarjetas de expansión. También puedes guardar todo tipo de contenido e instalar y jugar a los videojuegos de la consola (recuerda que usar un SSD externo no te permite jugar). Además, es totalmente compatible con la función Quick Resume, algo ideal para pausar tus partidas en cualquier momento.

En mis pruebas tengo que decirte que no he notado ningún tipo de diferencia al usar los juegos instalados directamente en la consola y los que están alojados en el WD Black C50 Expansion Card, por lo que puedes adquirirlo sin ningún tipo de miedo. Es una opción más competitiva a nivel económico y ofrece unas capacidades de almacenamiento decentes. Además, la realidad es que es un producto bien construido y muy fiable.

2. Seagate Expansion Card

La Seagate Expansion Card para Xbox Series X|S es la mejor tarjeta de expansión que puedes encontrar para estas consolas de Xbox. Es un producto diseñado para estas máquinas y está oficialmente recomendado por la división de videojuegos de Microsoft. Es el más recomendable si buscas algo premium y de calidad superior. Además, puedes comprar tarjetas de 512GB, 1TB o 2TB, por lo que tienes una amplia gama de opciones para elegir y para ampliar el almacenamiento de la máquina.

Tienes las mismas ventajas que si compras el WD Black C50 Expansion Card: fácil instalación en la consola, guardar contenido, instalar y jugar a videojuegos y el uso del Quick Resume. Entonces, ¿por qué es mejor? Además de la recomendación oficial de Xbox, la realidad es que no hay un motivo de peso para elegir antes que el otro. Son muy similares. Ni siquiera notarás una diferencia notable de rendimiento entre ellos, aunque es un poco mejor este Seagate.

Quizá una razón de peso para lanzarse a por él es que te aseguras de que siempre sea compatible, independientemente de las actualizaciones futuras que puedan lanzarse para las consolas. Aún así, y sabes que siempre soy muy honesto contigo, es muy difícil pensar que Xbox vaya a sacar algún tipo de update que se cargue la compatibilidad de cualquiera de las tarjetas de expansión válidas. Pero, vaya, si lo compras, acertarás de pleno.

Seagate-Expansion-Card-para-Xbox-Series-X/S-1TB-SSD
-61%

Seagate Expansion Card para Xbox Series X/S 1TB SSD

(125)
139
354,99
¡Precio mínimo histórico!Ver detalles

3. Tianken Expansion Card

He tenido la oportunidad de probar la tarjeta de expansión Tianken para Xbox Series X|S y quería hablarte de ella en este artículo para que la conozcas aunque, honestamente, no puedo recomendarte tanto su compra, por una cuestión de precio y fabricación de producto. Esta tarjeta está disponible en 512GB o en 1TB, a España no ha llegado oficialmente, por lo que si la adquieres pagarás un sobreprecio que no merece la pena.

Es posible insertarla en el slot de expansión, por lo que puedes esperar todas las ventajas de hacerlo, como ya te he comentado en el caso de WD Black C50 y del dispositivo de Seagate. Es más, al insertarla puedes usarla rápidamente sin ningún tipo de problema. El rendimiento es algo menor que la competencia, pero totalmente usable también. Por otro lado, la construcción de este producto se nota de mucha menos calidad, todo hay que decirlo.

El tema es que si buscas comprarlo desde España vas a tener que pagar mucho más dinero que lo que realmente vale porque, y ojo con esto, se supone que es un producto más barato que su competencia. A día de hoy no se puede comprar a un precio competitivo, por lo que no te lo recomiendo, pero si llegara oficialmente a nuestro país, esto puede cambiar y podría ser una opción interesante por la relación calidad-coste y por eso quería hablarte de esta tarjeta.

Una tarjeta de expansión conectada a una Xbox

¿Por qué comprar una tarjeta de expansión para Xbox Series X|S?

Las tarjetas de expansión para Xbox Series X|S son más recomendables que otro tipo de dispositivos externos, porque su compatibilidad es total con estas consolas. Una Expansion Card te permite usar el Quick Resume, instalar y jugar a los videojuegos con una velocidad de escritura muy alta, guardar cualquier tipo de archivo y ampliar la memoria considerablemente de forma muy sencilla por su fácil instalación y de forma cómoda por su reducido tamaño.

Utilizar HDD o SSD externos no es lo más óptimo en esta generación de consolas Xbox, porque sólo sirven para almacenar datos, contenido o videojuegos a los que no vas a poder jugar directamente, porque no se pueden reproducir desde ese tipo de dispositivos. Para lo que te pueden servir es para guardarlos y transferirlos a la máquina cuando quieras jugarlos, pero para que esto merezca la pena debes tener espacio libre en el almacenamiento interno y comprar un disco externo con una velocidad de escritura elevada.

De todas formas, todo depende de cuáles sean tus necesidades, ya que eso es lo más importante e influirá en tu decisión. Quizá un HDD o un SSD externos son los mejores productos para ti por diferentes razones. Si lo que estás buscando es asesoramiento sobre este tipo de dispositivos o quieres saber más de ellos para tener otra opinión, te recomiendo que leas este artículo en el que te hablamos de los mejores discos duros compatibles con Xbox.

¿Debo comprar una tarjeta de 512GB, 1TB o 2TB?

La duda más habitual a la hora de comprar una tarjeta de expansión está relacionada con la capacidad de almacenamiento que debe tener tu nueva adquisición. Si tu consola tiene 512GB de almacenamiento interno, con una tarjeta de 512GB estarías doblando su capacidad (en realidad, más del doble, porque el interno tiene una parte reservada para el software de la consola) y ya lo vas a notar una barbaridad.

Pero como recomendación, creo que la opción de 1TB es la mejor por la relación calidad-precio y lo que te ofrece el producto. Ahora, si decides ir a por la de 2TB, no vas a tener problemas de almacenamiento en líneas generales. Eso sí, si usas Xbox Game Pass, algo lógico si eres usuario de Xbox, tienes que tener en cuenta que es imposible instalar los más de 400 juegos que hay en el servicio, compres lo que compres. ¡Pero no es necesario en absoluto!

Por último, aunque te he recomendado la tarjeta de 1TB, debes tener en cuenta una cuestión más: ¿qué velocidad de Internet tienes en casa? Porque si la velocidad de tu conexión es muy rápida, no es tan necesario ampliar el almacenamiento en grandes cantidades, ya que es fácil borrar juegos que ya te has pasado y descargar nuevos. En cambio, si es lenta, es mejor que aumentes mucho la capacidad porque los videojuegos pesan cada vez más. Los AAA pueden estar entre los 80 y 120 GB, como poco.

post
MOFU
gaming-y-videojuegos